sábado, 6 de marzo de 2010

1° Marzo 2010

RELATORIA DE LAS ACTIVIDADES DE LA SEGUNDA JORNADA INTERNACIONAL DE PROTESTA EN LA CIUDAD DE MÉXICO

Desde el día 18 de febrero dieron comienzo las actividades en la ciudad de México de la Segunda Jornada Internacional de Protesta por las Víctimas de Sucumbíos a dos años del asesinato de Fernando, Soren, Verónica y Juan y de la injusta e ilegal persecución de Lucía Morett. Actividades que iban desde la proyección de documentales acerca del caso Sucumbíos, la realización de foros y conferencias en diversos espacios y recintos, la elaboración de una misa en memoria de nuestros hijos asesinados, la inauguración de la exposición itinerante “La masacre de Sucumbíos y la Lucha por la Justicia” hasta la realización del acto central de protesta.

Así el día lunes 1° de marzo de 2010 desde la una de la tarde nos dimos cita frente a la embajada de Colombia en México, como cada mes desde septiembre de 2008, pero en esta ocasión para realizar un acto político cultural de protesta a 2 años de la masacre de Sucumbíos. En compañía de decenas de personas dio inicio la actividad con la lectura de los distintos saludos y cartas de apoyo para la Asociación de Padres y Familiares de las Víctimas de Sucumbíos y para Lucía Morett.


Inicio del acto político cultural frente a la embajada de Colombia en México

La caída a plomo de los rayos del sol no desmotivó a los presentes y pudimos disfrutar de la participación del compañero Llanero Solitito de la Organización Político Cultural CLETA (OPC-CLETA), quien en su participación rememoró el trabajo del poeta colombiano Jorge Venoso para llamar la atención de las personas que transitan apresuradamente por una de las principales avenidas de la Ciudad de México y con ello despertar su inquietud para conocer los motivos de nuestra protesta y de la lucha que hemos enarbolado desde hace dos años.

El evento tomó grandes momentos de sensibilidad cuando fueron leídas las cinco cartas que cada una de las madres escribió a su hijo asesinado, primero fueron las dedicadas a Verónica y Juan, para después dar paso a la participación musical de los compañeros del Grupo Mano Izquierda, que con su alegre ritmo y la belleza de la música latinoamericana que interpretaron, el ambiente se tornó un poco menos doloroso.


Participación del Llanero Solitito

Siguió así de nueva cuenta la emotividad de leer las cartas de las madres de las víctimas de Sucumbíos, era ahora turno de Fernando y Soren, con la emoción en el corazón dimos paso a la participación del compañero Cayo Vicente quien nos contagió su fuerza y valor de lucha por un mundo mejor, sus canciones llenas de coraje nos alentaron a seguir adelante durante el resto de la Jornada con un gran ánimo.



Fuerza y coraje para luchar en la interpretación de Cayo Vicente

Casi para dar por terminado el evento leímos la carta que escribió la madre de Lucía Morett, junto con los saludos y participación de las organizaciones asistentes al acto, como la Liga Mexicana por la Defensa de los Derechos Humanos (LIMEDDH), el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco, el Partidos de los Comunistas y del Movimiento Continental Bolivariano quienes se han solidarizado con nuestra lucha y exigencia de justicia.

Poco a poco comenzaba a atardecer y nos preparamos para partir en marcha con rumbo a la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), para entregar un documento a las autoridades mexicanos para exigir una vez más que asuman su deber constitucional de defender a Lucía Morett ante los intentos por criminalizarla y para que sea el gobierno de México quien interponga ante Cortes Internacionales la demanda por el asesinato de nuestros cuatro hijos.




Recorrido de la embajada de Colombia a la Secretaría de Relaciones Exteriores

Realizamos una breve escala frente a la embajada de Estados Unidos para condenar la participación que tuvo ese país en la masacre de Sucumbíos y de la política belicista que implementa en toda América Latina con la construcción de bases militares para agredir a los pueblos de la región.

Al filo de las 6:30 de la tarde arribamos a la Secretaría de Relaciones Exteriores en donde ingresó una comisión de 5 personas de la Asociación de Padres y Familiares y de la Liga Mexicana por la Defensa de los Derechos Humanos. La espera fue larga pero al final, cuando la comisión salió del recinto hizo pública la noticia de que el gobierno de México había rechazado públicamente el pedido de extradición de Lucía Morett interpuestos por el poder Judicial del Ecuador, con lo que dimos por concluida la actividad central de la Segunda Jornada Internacional de Protesta por las Víctimas de Sucumbíos en la Ciudad de México, con una gran noticia, un pequeño pero importante triunfo en nuestro camino por JUSTICIA.
ASOCIACIÓN DE PADRES Y FAMILIARES DE LAS VÍCTIMAS DE SUCUMBÍOS, ECUADOR.