martes, 24 de agosto de 2010

Protesta enérgica

Molestia por acciones del embajador colombiano
Publicado en Correo Ilustrado de La Jornada el 22 de agosto de 2010
El 13 de agosto, el embajador de Colombia en México, Luis Camilo Osorio, declaró a La Jornada que:
1) su gobierno no cambiará la política contra Lucía Morett, que es acusada por Bogotá de terrorismo y otros cargos. Indicó que ese tema está en manos de la justicia que la investiga en todas partes.
2) Negó la acusación de los padres de las víctimas de Sucumbíos, no he amenazado de muerte a nadie. Yo no soy hombre de amenazas, soy hombre de leyes. Ante esas mentirosas declaraciones y por la gravedad del caso, queremos expresar lo siguiente:

Hay pruebas en video:
de las amenaza de muerte que nos hace el embajador simulando disparar contra nosotros y de la agresión por personal a su cargo
El 21 de julio pasado solicitamos a la Secretaría de Relaciones Exteriores su expulsión del país, documentando las actitudes injerencistas e ilegales cometidas por el embajador Osorio, quien reconoció que investigan las actividades políticas de los estudiantes de la UNAM. No hemos tenido respuesta. ¿Cómo es posible que el gobierno colombiano pueda invertir los papeles, nos intimide para silenciarnos, actúe contra las víctimas y mantenga abierta una causa penal contra Lucía Morett?

¿Por qué no se ha procedido legalmente contra Álvaro Uribe y el actual presidente Juan Manuel Santos, quienes reconocieron con orgullo haber ordenado la ilegal acción militar que le quitó la vida a nuestros hijos? ¿Por qué nuestro gobierno no defiende a los connacionales víctimas de delitos en el extranjero? Seguiremos defendiendo la memoria de nuestros hijos. Lucharemos porque cesen los infundados procesos jurídicos contra Lucía Morett que no la dejan vivir en paz e iniciaremos una nueva campaña por la justicia con quienes quieran acompañarnos.


ASOCIACIÓN DE PADRES Y FAMILIARES DE LAS VÍCTIMAS DE SUCUMBÍOS, ECUADOR
*******************************************************************